20 may. 2016

X-Men Apocalypse: Cuando das una buena tercera parte (pero la crítica se queja sin razón).


 No entiendo a los críticos y fanboys. Si, este año hemos coincidido con 2 películas, pero aquí regresamos a la realidad. Las primeras reseñas (la mayoría cortesía de la engañosa Rotten Tomatoes) indicaban que Apocalypse era una mala película, atascada de personajes, con demasiadas referencias a las películas pasadas de X-Men. Con esto empezaron las dudas de los fans. Muchos de ellos lograron infectarse y empezaron con las mismas quejas carentes de fundamento. Hace 10 años los mutantes perdieron una batalla en el cine. ¿Lo hicieron de nuevo? Es hora de la reseña con spoilers.

 Bryan Singer volvió a tomar el control de la saga a la cual le agradecemos esta época en la que vivimos donde los superhéroes dominan las salas de cine, la televisión y el internet. First Class y Days of Future Past son parte de una trilogía bastante especial. En ella se buscó darle nueva vida a la franquicia y de paso arreglar la mayoría de los errores ocasionados por malos directores y huelgas de guionistas. DOFP logró darle borrón y cuenta nueva a la saga, preparando el terreno para seguir la historia del Profesor X y sus alumnos. Conforme avanzamos iremos viendo que algunos eventos cambiaron por completo y otros, como diría el Doctor, son puntos fijos en el tiempo.

 Es aquí donde entramos con la primera pendejada cortesía de la crítica: La "enorme" cantidad de referencias a las películas pasadas. ¿A qué se refieren? ¿A que aparecen personajes y lugares que hemos visto antes? ¿A los flashbacks mostrando escenas que conectan con la historia? Es como ver una película de Harry Potter y quejarse de que salen los compañeros de clase de Harry, la oficina de Dumbledore y un flashback mostrándonos algún momento importante de las cintas pasadas. Siendo el mismo universo donde han ocurrido las películas anteriores, es obvio que habrá estas referencias y uno que otro fan service. La crítica planteó escenas como la visita a Auschwitz  o los flashbacks a las películas pasadas como un método barato para convencer a la audiencia. Este no es el caso. ¿Quieren ejemplos de películas que si hacen eso? Dumb and Dumber 2 y Zoolander 2.

Una de las mayores quejas por parte de muchos es que la trilogía pasada estaba enfocada en Wolverine. Si bien esta trilogía pertenece a Xavier y Magneto, aquí finalmente Jean y Scott reciben el trato que se merecen. Pasan de ser "el rival de lentes rojos y la pelirroja con la que quiere Logan" a lo que siempre han sido en los comics: dos de los X-Men más importantes. Scott empieza a conocer sus poderes y a desarrollar su relación con Jean. Entendemos de dónde viene y cómo empieza a tener la confianza que lo hace ser el líder de los X-Men. Por su lado, Jean se presenta como una chica que ha ido creando barreras entre ella y el resto de los alumnos como resultado de su gran poder. Atrás quedó la chica malcriada que nos presentaron al inicio de The Last Stand. Ambos dan sus primeros pasos juntos. Entendemos por qué más adelante son pareja. Por si fuera poco, el cameo de Logan/Weapon X nos presenta el inicio de la conexión que hay entre él y Jean. Conexión que en la trilogía pasada se limitaba a un simple hormonazo.

 ¿Hablamos un poco más del cameo de Wolverine? Si, creo que la merece. Por fin vemos una versión fiel de Weapon X. No es la versión sufrida de X2 y tampoco la versión light que tuvimos en Origins. Aquí no es Logan, es Weapon X. Un animal asesino. Incluso presenta casi la misma apariencia que en los comics. Curioso ver que aquí Singer cerró el círculo en lo que se refiere a los trajes de los X-Men: En su primera película se burlaba del spandex amarillo, aquí la película termina con el equipo portando uniformes fieles a sus versiones impresas.

 Magneto vuelve a tener la importancia que le dieron en First Class. Siendo un fugitivo después de los eventos de DOFP, Erik ha optado por vivir en Polonia, donde tiene una esposa e hija. Con su venganza cumplida en First Class y un mundo en el cual los mutantes han ido ganando libertad, Erik decide dejar la batalla. Lo interesante es ver que el uso de su poder mutante con fines positivos es lo que le ocasiona tragedia en su vida. Al no querer separarse de sus padres, Erik se detiene de una reja, lo que llama la atención de Sebastian Shaw. Gracias a que revela sus poderes, la madre de Erik muere. Aquí los utiliza para rescatar a su compañero de trabajo, quienes con esto finalmente lo recuerdan como Magneto. Lo curioso es que su hija presenta la misma reacción que él en su infancia. Sus poderes estallan y los utiliza con tal de que no la separen de su padre. Es por eso que esta escena posee tanta fuerza. La vida le sigue dando razones a Magneto para continuar su lucha en contra de la opresión de los humanos.

 Si hay un punto que debo concederles a muchos fanboys es que Mystique termina siendo una versión mutante de Katniss. Para miles de mutantes ella se convirtió en un símbolo de libertad. Este resultado es el único que había después de los eventos de DOFP: Una mujer que decidió enviar un mensaje al mundo, convirtiéndose en una líder y ejemplo a seguir. Quizás la versión de Mystique menos interesante que hemos visto por parte de Jennifer Lawrence, pero es más que obvio que no podía actuar como la versión que conocemos de la trilogía pasada. Esa es otra de esas "brillantes" quejas que he leído. Esta Mystique NO puede actuar como la versión de Rebeca Romijn debido a los eventos de DOFP. Su mentalidad es completamente diferente.

 Oscar Isaac como Apocalypse es quien quizás ha recibido mayor cantidad de críticas. Si, las primeras imágenes donde aparece caracterizado no son muy favorecedoras, pero ya en la película el look lo logra. Muchos aseguran que el personaje no luce, que es un villano blando, del montón. Dudo que los que hacen esas observaciones hayan leído en su vida un comic donde aparezca Apocalypse. Es más, ni siquiera creo que lo hayan visto en las series animadas, principalmente X-Men: Evolution, una de las principales influencias de esta película. Apocalypse busca el control total, no la unión entre mutantes. A él no le importa la lealtad, sino la sumisión. Es por eso mismo que Magneto es su mayor rival en Age of Apocalypse y por lo cual aquí logra ser convencido por Raven y Xavier. Resulta muy interesante ese cambio del cómo va consiguiendo más y más poderes, además de inmortalidad. Isaac logra trabajar bastante bien con el material, incluso variando constantemente su tono de voz ya que Apocalypse ha tenido tantos cuerpos y ha aprendido tantos idiomas que nunca suena completamente normal.
¿El punto negativo del personaje? Esa escena en la que Quicksilver lo agarra a golpes. Quicksilver ya había tenido su momento de brillar en la Mansión X, no había necesidad de ponerlo ridiculizando al villano.

  Quizás el que presenta menos desarrollo es Xavier, pero eso no le resta importancia. Con él exploramos el poder de Jean, el sufrimiento de Magneto y en especial qué tan grande es la amenaza de Apocalypse. Lo mejor fue ver que Singer recuperó la llamada "Escena de Inception" que fue editada de First Class. Dicha escena presentaría una batalla psíquica entre Xavier y Emma Frost, pero fue eliminada ya que pensaron que se asemejaba mucho a lo que vimos en la película de Nolan. Ahora finalmente pudimos verla en un mejor contexto el cual les permitió mostrarnos a Apocalypse modificando su tamaño y la primera aparición de Phoenix en este nuevo universo.

 Después de todo esto no faltó el fanboy que soltó otra de esas quejas que no tienen razón de ser: No le dan tiempo e importancia a todos los X-Men. Escuchar eso cuando salieron las primeras 2 películas de la saga era algo entendible... ahora es algo verdaderamente idiota. Esto es algo que SIEMPRE va a ocurrir en las películas de X-Men. Es inevitable. Es eso o tener a 2 miembros del grupo y decir lo mismo que Deadpool cuando visita la Mansión X (que por cierto, fue inevitable recordar a Negasonic Teenage Warhead cuando destruyen la Mansión). Lo curioso fue ver que aparece el mismo mutante que vimos al inicio y al final de Days of Future Past, ahora como alumno en los 80.


 X-Men: Apocalypse es una buena entrada en esta nueva trilogía pero que ha sido mal juzgada al ser comparada con estrenos recientes como Civil War y Deadpool. Bryan Singer logra terminarse de sacar la espina que le dejó The Last Stand, cerrando la historia que Matthew Vaughn inició en First Class e iniciando la del equipo que todos conocemos.